0800 2902 [email protected]
Tiempo de Lectura: 2 minutos

Los quistes ováricos son sacos o bolsas llenos de líquido en un ovario o en su superficie. Las mujeres tienen dos ovarios; cada uno tiene el tamaño y la forma de una almendra y está ubicado a un lado del útero. Los óvulos, que se producen y maduran en los ovarios, se liberan en ciclos mensuales durante los años fértiles.

Muchas mujeres tienen quistes ováricos en algún momento. La mayoría de los quistes ováricos no presentan molestia (o muy poca) y no resultan perjudiciales. La mayoría desaparece sin tratamiento en unos pocos meses.

Síntomas:

  • Distensión o hinchazón abdominal
  • Dolor durante la defecación
  • Dolor pélvico poco después del comienzo o finalización del período menstrual
  • Dolor con las relaciones sexuales o dolor pélvico durante el movimiento
  • Dolor pélvico constante y sordo
  • Dolor pélvico intenso y repentino, a menudo con náuseas y vómitos (puede ser un signo de torsión o retorcimiento del ovario en su riego sanguíneo o ruptura de un quiste con sangrado interno)

Los quistes ováricos funcionales generalmente no necesitan tratamiento. Por lo regular, desaparecen al cabo de 8 a 12 semanas de manera espontánea.

Si frecuentemente se tiene quistes ováricos, el médico puede recetar píldoras anticonceptivas, que pueden reducir el riesgo de nuevos quistes. Estas píldoras no disminuyen el tamaño de los quistes existentes.

En lo siguientes casos se puede hablar de una cirugía de extracción del quiste:

  • Quistes ováricos complejos que no desaparecen
  • Quistes que estén causando síntomas y que no desaparecen
  • Quistes que aumentan de tamaño
  • Quistes ováricos simples que sean mayores a 10 centímetros
  • Mujeres que estén cerca de la menopausia o que sean posmenopáusicas

Aunque no existe un modo específico de prevenir los quistes ováricos, realizarse exámenes pélvicos de manera regular ayuda a garantizar que los cambios en los ovarios se diagnostiquen lo más pronto posible. Presta atención a los cambios en tu ciclo mensual, como síntomas menstruales inusuales, especialmente aquellos que persisten durante más de algunos ciclos. Consulta con el médico los cambios que te preocupen.